fbpx

Huesos fluorescentes para estudiar el crecimiento de los ciervos

Corte histológico de un hueso largo de ciervo común. La cantidad de tejido óseo depositado en cada etapa puede cuantificarse gracias a marcadores fluorescentes. (Foto: Teresa Calderón / ICP) Corte histológico de un hueso largo de ciervo común. La cantidad de tejido óseo depositado en cada etapa puede cuantificarse gracias a marcadores fluorescentes. (Foto: Teresa Calderón / ICP) Corte histológico de un hueso largo de ciervo común. La cantidad de tejido óseo depositado en cada etapa puede cuantificarse gracias a marcadores fluorescentes. (Foto: Teresa Calderón / ICP)

Corte histológico de un hueso largo de ciervo común. La cantidad de tejido óseo depositado en cada etapa puede cuantificarse gracias a marcadores fluorescentes. (Foto: Teresa Calderón / ICP)

Un equipo investigador del Institut Català de Paleontologia Miquel Crusafont (ICP) y el Research Institute of Wildlife Ecology de Viena han analizado mediante fluorescencia el patrón de crecimiento de los huesos de crías del ciervo común. El estudio publicado en Scientific Reports revela que la tasa de crecimiento disminuye de forma casi continua con la edad pero que hay dos momentos en la vida de los cervatillos en que el crecimiento disminuye significativamente o incluso se para por completo: en el nacimiento y el destete. 

Muchos de los sucesos que tienen lugar durante la vida de los animales queda registrado en la estructura de sus huesos. A partir del estudio las marcas de las paradas de crecimiento (o LAGs, por su acrónimo en inglés "Lines of Arrested Growth") que se observan en finos cortes transversales de los huesos se puede obtener información sobre su tasa de crecimiento. Es muy parecido a lo que sucede con los anillos concéntricos del interior de los troncos de los árboles, donde se observan los periodos de crecimiento y de latencia vinculados a los cambios en las condiciones ambientales (precipitaciones, temperatura, disponibilidad de nutrientes, etc.).

Las LAGs se forman en etapas donde hay poca disponibilidad de alimento o cuando aumentan los requerimientos energéticos del animal. En estas condiciones, los individuos dejan de crecer y se forman estas marcas características, que son reconocibles en cortes histológicos. Su estudio es especialmente interesante, no solo para estudiar las tasas de crecimiento de especies actuales sino especialmente en los vertebrados extintos, ya que estas marcas se conservan en los fósiles y permiten conocer aspectos de la vida de animales que murieron hace millones de años.

Ahora, un equipo liderado por Teresa Calderón, investigadora del Institut Català de Paleontologia Miquel Crusafont (ICP) ha analizado los LAGs en los huesos de crías de ciervo común (Cervus elaphus) que se habían desarrollado bajo dos condiciones de alimentación distintas. Mientras uno de los grupos fue amamantado de forma natural por sus madres, el otro fue alimentado artificialmente por cuidadores humanos con leche en polvo. A las crías se les suministró un marcador fluorescente que fueron incorporando a su tejido óseo a lo largo de su crecimiento.

Los resultados de los análisis de los LAGs marcados con fluorescencia han sido publicados hoy en la revista Scientific Reports. En general, a medida que los cervatillos se hacen mayores, su tasa de crecimiento va disminuyendo de forma paulatina, pero no de forma homogénea. “Observamos que se producen cuatro etapas diferenciadas en el crecimiento de los ciervos”, explica Calderón. Las crías dejaron de crecer (o lo hicieron muy lentamente) justo después del nacimiento y en el momento del destete. El estudio también constata que el crecimiento de los huesos está estrechamente relacionado con el aumento de peso corporal de las crías.

Los análisis también revelaron diferencias entre los individuos amamantados naturalmente y los que fueron alimentados artificialmente. “Las diferencias entre los dos grupos pueden ser una consecuencia del tipo de alimento que recibieron o porqué las pautas de alimentación en un grupo y otro eran distintas”, comenta la investigadora. Las crías alimentadas artificialmente lo hacían a horarios pautados mientras que las otras se alimentaban a demanda.

El resto del equipo de investigación está formado por Walter Arnold, Gabrielle Stalder y Johanna Painer (Research Institute of Wildlife Ecology, University of Veterinary Medicine) y Meike Köhler (ICP y profesora de investigación ICREA). La investigación está financiada por el Ministerio de Economía y Competitividad y el Programa CERCA (Generalitat de Catalunya).

Imagen principal: Corte histológico de un hueso largo de ciervo común. La cantidad de tejido óseo depositado en cada etapa puede cuantificarse gracias a marcadores fluorescentes. (Foto: Teresa Calderón / ICP)

Artículo original: Calderón, T., Arnold, W., Stalder, G., Painer, J., Köhler, M. (2021). Labelling experiments in red deer provide a general model for early bone growth dynamics in ruminants. Scientific Reports 11, 14074. DOI: 10.1038/s41598-021-93547-4

Last modified on Lunes, 12 Julio 2021 16:38
Rate this item
(0 votes)

Patrons:

logo generalitat        logo uab

Awards:

Excellence in research

With the support of:

logo icrea    logo ue

CERCA Center:

logo cerca b

xnxxarabsex

sexe libre

sexsaoy

sexjk

russian sex

afdalsex