fbpx

Se exponen fósiles de Els Casots en Japón

Réplica del cráneo de Amphicyon olisiponensis a la exposición "Hunters donde land" en el Museo Nacional de la Naturaleza y la Ciencia (Tokio, Japón)

El Museo Nacional de la Naturaleza y la Ciencia de Tokio muestra varias réplicas de fósiles provenientes del yacimiento de Els Casots (Subirats, Barcelona) en una exposición dedicada a grandes carnívoros actuales y extintos. Las réplicas se elaboraron en el laboratorio de Preparación y Conservación del Institut Català de Paleontologia Miquel Crusafont (ICP). Las últimas campañas de excavación que se han llevado a cabo en este yacimiento han permitido reconocer la presencia de un dinoterio, un pariente muy lejano de los elefantes.

Isaac Casanovas es el jefe del grupo de investigación en Paleoecología y Biocronología y dirige las excavaciones en Els Casots desde que se reanudaron en 2018. Colabora con personal investigador de este museo japonés desde hace algunos años. "Después de participar en la excavación de 2019 quedaron muy impresionados por los fósiles de Els Casots y quisieron incorporar algunas réplicas para la exposición que estaban preparando", explica Casanovas. A tal efecto, el Área de Preparación y Conservación del ICP elaboró réplicas de una mandíbula de Pseudaelurus, un felino primitivo del tamaño de un lince, y de un cráneo de Amphicyon, que pertenece a un grupo extinguido, los anficiónidos, que posteriormente viajarían hasta Tokio.

"Los anficiónidos eran unas bestias verdaderamente temibles, son los carnívoros más grandes que encontramos en este yacimiento", explica el investigador. Amphicyon tenía el tamaño de una leona, y su aspecto recordaría al de un perro extremadamente corpulento. No era muy ágil pero si muy fuerte y se cree que se debería ocultar el sotobosque para sorprender a sus presas y abatir rápidamente. Su mordedura era tan potente que podía llegar a romper huesos. Estos animales a menudo se llaman "perros-oso", aunque no son ni osos ni perros, estan remotamente emparentados con ambos. 

Recreación del aspecto en vida del anficiónido de Els Casots (Oscar Sanisidro / Ayuntamiento de Subirats)

Recreación del aspecto en vida del anficiónido de Els Casots (Oscar Sanisidro / Ayuntamiento de Subirats)

En 2020 la actividad en el yacimiento paleontológico de Els Casots tenía que ser frenética. Se había previsto una campaña de excavación en verano y jornadas de puertas abiertas para dar a conocer a los habitantes del municipio el trabajo que se llevaba a cabo. Pero la pandemia de COVID-19 lo hizo saltar todo por los aires. "A pesar de la decepción, el trabajo de investigación no se detiene nunca y los fósiles de Els Casots nos han permitido publicar este año algunos hallazgos que habíamos excavado en campañas anteriores", explica Casanovas. Una buena muestra de ello son los restos de un dinoterio, un proboscidio remotamente emparentado con los elefantes actuales. Su aspecto era bastante extraño porque las defensas (lo que popularmente en los elefantes llamamos "colmillos", aunque no lo son) salían de la barbilla (en lugar del cráneo) y se curvaban hacia atrás y no hacia arriba como en los elefantes.

Los dientes de los dinoterios también son bastante curiosas y se parecen más a las de los tapires que a las de los elefantes actuales. En Els Casots se identificaron distintos dientes aislados que se asignaron al género Prodeinotherium. Este género es el primero que se dispersó por Europa, pero su registro en la Península Ibérica es muy escaso. La especie presente en Els Casots seguramente sea Prodeinotherium bavaricum, bien conocida en yacimientos de Alemania. El hallazgo se publicó en el mes de abril en Journal of Mammalian Evolution. Este artículo también incluye otros hallazgos de dinoterio en otros yacimientos de la cuenca del Vallès-Penedès, con una antigüedad que va de los 17 a los 15,5 millones de años. Los del yacimiento de Els Casots tienen 16 millones de años.

Dientes de dinoterio excavados en el yacimiento de Els Casots

Dientes de dinoterio excavados en el yacimiento de Els Casots

"A pesar de que los dientes de dinoterio que hemos encontrado hasta ahora son muy fragmentarios, no descartamos encontrar esqueletos más completos en las próximas campañas", comenta Casanovas. El yacimiento de Els Casots ha proporcionado esqueletos parciales bastante enteros de otros grandes vertebrados, como los gomfoterios, otro grupo de proboscídeos. El equipo tiene prevista una nueva excavación en el mes de julio. "Lo haremos con un equipo reducido y siguiendo todas las medidas de seguridad, ¡pero tenemos muchas ganas de continuar el trabajo de años anteriores!", dice el investigador.

Imagen principal: Réplica del cráneo de Amphicyon olisiponensis a la exposición "Hunters donde land" en el Museo Nacional de la Naturaleza y la Ciencia (Tokio, Japón)

Artículo original:

  • Gasamans, N., Luján, À. H., Pons-Monjo, G., Obradó, P., Casanovas-Vilar, I., & Alba, D. M. (2021, published online). The record of Prodeinotherium in the Iberian Peninsula: New data from the Vallès-Penedès Basin. Journal of Mammalian Evolution. DOI: 1007/s10914-021-09543-y
Last modified on Miércoles, 19 Mayo 2021 16:32
Rate this item
(0 votes)

Patrons:

logo generalitat        logo uab

Awards:

Excellence in research

With the support of:

logo icrea    logo ue

CERCA Center:

logo cerca b

xnxxarabsex

sexe libre

sexsaoy

sexjk

russian sex

afdalsex